Palabras inspiradoras:

Discursos al cierre de la Feria Científica Nacional Juvenil 2019

Roberto Vásquez, alumno del Liceo Complejo Educacional de Chimbarongo, entregando su discurso a los asistentes del cierre de la Feria Científica.

Roberto Vásquez, alumno del Liceo Complejo Educacional de Chimbarongo, entregando su discurso a los asistentes del cierre de la Feria Científica.

Roberto Vásquez, alumno del Liceo Complejo Educacional de Chimbarongo, entregando su discurso a los asistentes del cierre de la Feria Científica.

Como es tradición, el cierre de nuestra Feria Científica -el pasado 11 de octubre- incluye palabras de representantes de los profesores y alumnos que participan en esta instancia. Este 2019 ambos discursos contienen mensajes llenos de inspiración y esperanza para el futuro de la ciencia nacional, y queremos compartirlos con ustedes

16/10/2019

Fuente: Museo Nacional de Historia Natural

Palabras de Carlos Zurita Redón, Director del Centro de Investigación Científica Escolar, CICE, en representación de los docentes que participaron en la Feria Científica:

Sin duda, en nuestro país el camino de la pedagogía tiene altos y bajos, no es un camino fácil, lo evidencio cuando tengo la oportunidad de compartir con otros docentes, como los aquí presentes, donde reparten su tiempo entre las horas de aula, preparación y corrección de material pedagógico, horas de planificación, tiempo para dedicar a sus propias familias y, aún así, dedican sus preciados minutos para desarrollar investigaciones científicas escolares de tan alto nivel e impacto como las que hemos visto estos tres días, y las que he tenido oportunidad de ver personalmente en estos pasillos, desde hace cinco años con mis jóvenes estudiantes.

Soy un convencido de que el primer agente que tiene que estar motivado para esta tarea titánica de la ciencia, es el docente, ustedes, queridos profesores, ven hoy a este enorme grupo de jóvenes, futuros grandes científicos, motivados con enormes proyecciones para seguir en el mundo de la investigación, hecho que sin duda es fruto de la motivación que ustedes mismos han sabido transmitir a sus queridos estudiantes. Sabemos que no es fácil, que muchas veces no hay apoyo como ustedes lo esperan, que tenemos que nadar contra la corriente, una corriente que deja la ciencia encerrada entre 4 paredes de un aula y no facilita que los estudiantes sean los nuevos generadores de conocimiento científico para chile y el mundo. Profesores, para ustedes siempre mi total admiración y apoyo.

Jóvenes científicos, sin duda ustedes son y serán los reales protagonistas de esta jornada. Ustedes se han subido al carro de una tarea gigantesca que no todos quieren ni pueden hacerlo. Ustedes han destinado gran parte de su tiempo libre a generar nuevas preguntas de investigación, han generado nuevas hipótesis, han usado novedosas metodologías, han obtenido sorprendentes resultados y conclusiones. En resumidas cuentas, han generado nuevo conocimiento científico que han compartido con sus pares en este museo, con la ciudadanía, y con otros científicos. No me cabe duda de que ustedes serán los futuros grandes científicos, que estarán a cargo de la toma de decisiones frente a grandes problemas nacionales actuales, como la mitigación del cambio climático, protección y acciones de conservación de especies animales y vegetales, el uso renovable y sustentable de los recursos naturales, protección de especies en peligro grave de conservación, el uso de la inteligencia artificial y tecnologías que vayan a mejorar la calidad de vida de la ciudadanía, entre muchos otros. Que nadie les diga que no pueden, que nadie les corte las alas, porque ustedes son capaces de esto y mucho más, así que atrévanse a volar sobre los campos de las ciencias, porque ustedes son los futuros profesionales de este país que van a estar a cargo de la toma de decisiones importantes y trascendentales en el mundo de la física, la química, la biología, las matemáticas y las ciencias sociales. Créanme que no están para nada lejos de la ciencia escolar que se está llevando a cabo en otros lugares del mundo, sus investigaciones tienen tremendas proyecciones y potencialidades y pueden seguir mejorando cada día más, para ello, me gustaría entregarles pequeños consejos:

  1. Asesórense, la ciencia se construye en conjunto y consejos de expertos. Por mucho que tu proyecto sea biológico, a veces requieres de las matemáticas, química o incluso las ciencias sociales para responder tu pregunta de investigación.
  2. Trabajen codo a codo con sus compañeros, sus pares, la ciencia es colaborativa y se trabaja en equipo.
  3. Escuchen la voz de la experiencia, sus profesores siempre estarán dispuestos para ustedes, a guiar sus procesos, crear redes de conexión y ayuda para seguir potenciando sus habilidades.

Finalmente me gustaría agradecer profundamente a todas aquellas personas que forman parte del Museo Nacional de Historia Natural, y que hacen posible que este grupo de jóvenes y otros, año a año, expongan los resultados de sus investigaciones científicas escolares y difundan las problemáticas a las cuales han buscado solución arduamente. Sin darse cuenta, este museo ha estado por 49 versiones estimulando a jóvenes en la ciencia.

Cuando yo estaba en Cuarto Medio (no diré de qué año), al igual que estos jóvenes, pude exponer los resultados de una investigación, y siempre me dije: «cuando yo sea profesor, traeré a mis estudiantes a vivir esta experiencia que marcó mi vida en la ciencia escolar», ya llevo cinco años cumpliendo esta promesa y no me cansaré de hacerla, porque aquí en el museo hay personas comprometidas y que le extienden la mano a cada docente, a cada estudiante, a cada joven, que tenga una inquietud, que tenga una problemática, que quiera buscar darle solución y sobre toda las cosas, que tenga unas tremendas ganas de ser perseverante y dispuesto a aprender.

Jóvenes estudiantes, profesores, por favor sigan motivados, la ciencia los necesita para transformar mentes, lograr ciudadanos más comprometidos, acercar la ciencia a cada colegio, a cada niño y niña, a cada rincón del país, porque aún tenemos deudas pendientes de las que es necesario hacernos cargo, como el aumento de niñas y mujeres en el mundo de la ciencia y acercar a los científicos del país en la enseñanza de la ciencia de niños y jóvenes.

¡Muchas gracias!

Carlos Zurita Redón, Director Centro de Investigación Científica Escolar, CICE.

Carlos Zurita Redón, Director Centro de Investigación Científica Escolar, CICE.

Carlos Zurita Redón, Director Centro de Investigación Científica Escolar, CICE.


Palabras de Roberto Vásquez, alumno del Liceo del Complejo Educacional Chimbarongo:

«La ciencia tiene una gran belleza, un científico en su laboratorio no es sólo un técnico; es también un niño colocado ante fenómenos naturales que le impresionan como un cuento de hadas», palabras de Marie Curie.

Queridos profesores y compañeros, distinguidos invitados, estimados funcionarios del Museo Nacional de Historia Natural, tengan todos ustedes muy buenas tardes.

Hoy, cuando ya nos encontramos en la culminación de esta experiencia, puedo decir que no solo he visto 36 proyectos de alto nivel, también he vislumbrado 36 historias, y 36 sueños, movidos por la imaginación, la perseverancia y la curiosidad, virtudes que les han reunido entre estas pacientes y silenciosas paredes, testigos del pasar de incontables generaciones de niños y jóvenes, convencidos de que la ciencia puede cambiar una mente, una escuela, un país y al mundo entero.

Vivimos una época en la que podemos entender los sismos, combatir enfermedades mortales, romper la barrera del sonido y salir a explorar el cosmos, desafíos impulsados por el entusiasmo de conocer más allá de lo que se presenta ante nuestros propios sentidos.

No obstante, debemos estar atentos; como personas con pensamiento crítico tenemos que procurar deshacernos del lastre de las pseudociencias, el misticismo, la violencia y el fanatismo, vicios que corrompen la naturaleza humana y desvirtúan la pureza de la razón.

Hacer ciencia no siempre es fácil, pero sí algo entretenido, y creo que acá todos hemos podido experimentar eso; la evidencia está a nuestro alrededor, en cada uno de nosotros, en nuestros laboratorios y ahora acá, donde podemos compartir nuestros resultados con la comunidad y disfrutar de ello. Las risas y bromas no han faltado, a esas amistades de feria hoy decimos adiós, pero solo por un momento, pues gracias a la ciencia, de un modo u otro, siempre nos volvemos a encontrar. A los más pequeñitos, continúen así, están haciendo cosas de grandes, y a los más grandes, también sigamos así, pues estamos respondiendo a esa curiosidad de niño que todos llevamos dentro.

Profesores, en nombre de mis compañeros les agradezco infinitamente su apoyo, su decisión y vuestra motivación de crear algo más que un proyecto de investigación, sino también por forjar lazos y formar personas que puedan contribuir al conocimiento de este complejo ecosistema formado por el ser humano y su ingenio.

Al Museo Nacional de Historia Natural, institución casi bicentenaria, guardiana del conocimiento del patrimonio natural y cultural de nuestro país, le doy las gracias por orquestar esta maravillosa iniciativa, que en lo personal ha marcado mi vida, así como la vida de muchos otros jóvenes. Ustedes han plantado la semilla cuyos dulces frutos auguran un prometedor futuro, de la mano de la investigación y el desarrollo pacífico, futuro liderado por nosotros, los científicos del mañana.

Para finalizar, deseo señalar que debemos ser conscientes de que nuestros ánimos de crear e innovar son el principio rector para avanzar juntos como sociedad, por ello invito a cada uno de ustedes a pensar Chile y el mundo desde la ciencia, senda que nos acercará a la verdad desde la racionalidad y la evidencia empírica.

Para mí, fue un gusto compartir con ustedes estas sencillas palabras; a cada uno le deseo lo mejor, que tengan un feliz retorno a sus hogares y nunca olviden que el mundo los necesita.

Muchas gracias ¡y que viva la ciencia!

El Ministro de Ciencias, Andrés Couve, junto con la directora suplente del MNHN, María Isabel Orellana, escuchando atentamente los discursos de la ceremonia de cierre de FCNJ 2019.

El Ministro de Ciencias, Andrés Couve, junto con la directora suplente del MNHN, María Isabel Orellana, escuchando atentamente los discursos de la ceremonia de cierre de FCNJ 2019.

El Ministro de Ciencias, Andrés Couve, junto con la directora suplente del MNHN, María Isabel Orellana, escuchando atentamente los discursos de la ceremonia de cierre de FCNJ 2019.

Recursos adicionales

Materias: Ceremonia - Educación - Feria
Palabras clave: Discursos - 2019 - Feria Científica Nacional Juvenil - Cierre
readspeaker